Ultimas Noticias

En qué nos beneficia o perjudica la propuesta de reforma energética

Por desconocimiento en el tema, la mayoría de nuestra población piensa
que si se aprueban los cambios a la reforma energética que fue aprobada
en el sexenio pasado, principalmente, en este caso a la energía eléctrica,
ésta subirá su costo y será una carga más pesada para efectuar su pago,
tanto en los hogares como en el comercio, la industria, el campo y todos
los demás sectores económicos. El sector industrial, a través de sus
representantes, ya emitió su opinión al respecto, comentando que el costo
que tendrían que pagar en sus consumos, de ser aprobadas las
modificaciones que presentó el gobierno federal actual, representa una
alza del 4% en sus costos de producción. Pero analizando lo que
realmente pretenden las modificaciones que ha presentado el jefe del
ejecutivo federal a este tan controvertido tema, es simplemente rescatar la
soberanía de su sector energético y poder darle más poder económico y
financiero a la CFE. Siendo esta empresa paraestatal la que ponga las
condiciones a todas la empresas con inversión extranjera que quiera
manejar y operar proyectos de generación de energía eléctrica, impidiendo
que se sigan dando contratos a estas, muy leoninos. Y, como ejemplo,
mencionamos las empresas extranjeras que ya están operando o por
operar la generación de energías limpias, a las que se les habían
aprobado sus inversiones. Éstas inician comprando terrenos, la mayoría
ejidales, a muy bajos costos, que cuenten con caminos para llegar a ellos,
que estén muy cercanos a las torres de alta tensión o muy cercanos a las
subestaciones de la CFE, con la finalidad de utilizar dicha infraestructura
para canalizar su energía eléctrica generada, sin pago alguno a la CFE por
utilizar su infraestructura, estando en contra, indudablemente, de que se
frenen los abusos que vienen cometiendo en contra de las finanzas y economía de nuestra paraestatal. Hay que recordar que nuestro presidente
Adolfo López Mateos nacionalizó la industria eléctrica en 1960, que se
encontraba en manos de empresas extranjeras, como Mexican Light and
Power Company (canadiense), American and Foreign Power, Electric Bond
and Share o otras más, las cuales decían estar interesadas en el
desarrollo de nuestra industria, el comercio y la agricultura de nuestro país.
Y en el plazo de 1949 a 1960 la relación entre el precio de compra a la
CFE y el precio a lo que la vendían las empresas eléctricas extranjeras
llegó a ser de 4 a 1, lo cual explica sus enormes ganancias.

Jesús Espinoza García

Mostrar más
Botón volver arriba
error: ¡¡El contenido está protegido !!
Abrir chat
A %d blogueros les gusta esto: